Estas dos preciosidades que veis en las fotos están a punto de cumplir 12 años y sus rostros son conocidos en todo el mundo gracias a su trabajo como modelos. Su pelo rubio y sus preciosos ojos azules son el centro de todas las miradas allá por donde van, y desde luego que no es para menos.

Las benjaminas de la familia Clements llegaron al mundo el 7 de julio de 2010, bastante antes de lo previsto. Las pequeñas Ave Marie y Leah Rose tenían prisa por nacer e hicieron su aparición más de cuatro semanas antes de la fecha esperada, lo que supuso una gran preocupación para sus padres. Afortunadamente, todo salió a la perfección y las niñas nacieron sanas.

Y de repente, ¡familia numerosa! 

Las gemelas estadounidenses se unieron a su hermano mayor para poner patas arriba el entorno familiar, siempre en el buen sentido. Porque las hermanas Clements han sido desde su nacimiento todo un torbellino. 

Su aspecto dio que hablar desde el minuto uno, ya que cumplen con todos los estándares de belleza más extendidos de la actualidad: piel sedosa y aterciopelada, un perfecto cabello rubio, una simetría facial ideal y unos impactantes ojos azules.

La tenacidad de su madre, clave para su carrera como modelos

La belleza natural de Ave Marie y Leah Rose no paraba de recibir piropos, tanto por parte de familiares y amigos como de extraños. Así que su madre, Jaqi, hizo caso a todas esas voces que decían que las pequeñas “debían ser modelos”. 

No es tarea sencilla compatibilizar los cuidados y la crianza de tres niños con la carrera de modelo de dos de ellos, ya que exige una cantidad de tiempo casi incuantificable. Al principio fue tan difícil que Jaqi incluso llegó a plantearse dejarlo, porque era demasiado complicado y quería que sus hijas llevaran una infancia lo más normal posible y, sobre todo, que fueran felices.

Así que Jaqi y su marido Kevin decidieron que serían las propias niñas quienes decidieran, llegado el momento, si querían dedicarse al mundo de la moda y trabajar como modelos dada su excepcional belleza. Y así fue. Con solo 7 años realizaron su debut.

El 7, cuestión de suerte

Lo creamos o no, a veces la suerte está ahí, al acecho. El caso es que, para estas gemelas nacidas prematuramente el 7/7, este número parece estar grabado a fuego en su destino. Cuando se acercó su séptimo cumpleaños, el 7 de julio de 2017, sus padres pensaron que era un buen momento para plantearles la idea de ser modelos y si realmente querían dar ese paso.

Para entonces Ave Marie y Leah Rose seguían siendo dos auténticas bellezas a la que les encantaba el baile y la natación. Se estaban convirtiendo en dos preciosas señoritas con una gran personalidad y capacidad de decisión. La idea de ser modelos les entusiasmó y aceptaron encantadas.

Sus primeros pasos y un gran futuro por delante

El primer trabajo que hicieron las gemelas fue para su vecina, que acababa de abrir una tienda de ropa infantil. Pero su colaboración les abrió muchas puertas y pronto las empezaron a llover las ofertas.

Las primeras fotografías como modelos se las hizo su propia madre, ilusionada ante la idea de ver a sus hijas triunfar en ese mundillo. Y viendo sus perfiles, no nos cabe duda de que lo harán, siempre y cuando sea su decisión, tal y como desean sus padres. 

Por news